jueves, 4 de febrero de 2010

Té verde para que nuestros mayores estén más felices


Un estudio japones ha querido averiguar la relación entre el consumo de té verde y la depresión en personas de edad avanzada.


Se ha realizado con 1.058 ancianos japoneses, evaluando también a los que ya tienen síntomas de depresión. Los científicos encontraron que los ancianos que bebían cuantro o más tazas de té verde cada día tenían 44% menos posibilidades de tener síntomas de depresión comparado con los que beben sólo una o dos tazas al día. Resultados similares se encontraron en los ancianos ya con depresión crónica.

El té verde es bien conocido por multitud de beneficios como el efecto anti-estrés y antiinflamatorio en la salud. Por sus acciones estimulantes del sistema nervioso, se sabe que puede emplearse para aliviar tanto la fatiga física como la fatiga mental, ayudando en casos de depresión. 

Por lo visto no hubo los mismos resultados con el consumo de té negro, té Oolong o café con la reducción de los síntomas. Vemos así que no es sólo cuestión de estimulantes. Se cree que los resultados se debe al aminoácido teanina que contiene el té verde, potencialmente beneficioso para el sistema nervioso y a la vez relajante.

Un pequeño recordatorio: la depresión en los ancianos es un trastorno de primer orden en cuanto a frecuencia y trascendencia dentro de las enfermedades que aquejan preferentemente. Se cree que suele ser precedido por los siguientes factores: pérdida de salud que acontece a la edad que a veces condiciona la actividad normal que tenían, merma de la capacidad económica, a veces la pérdida de roles dentro del seno de la familia, cambio en las relaciones sociales y amistades, factores biológicos como cambios de estructura cerebral, neutrotransmisores, hormonales, etc.


Study of green tea consumption and depressive symptoms in the elderly

No hay comentarios: